domingo, 11 de marzo de 2018

Sir Alec Guinness y la dolorosa sombra de Obi-Wan Kenobi



¿Hasta qué punto es justo que un actor de la talla de Sir Alec Guinness, conocido como "El hombre de los 1000 rostros" por sus camaleónicas interpretaciones sea recordado por la mayoría únicamente por su papel de Obi-Wan Kenobi en "La guerra de las galaxias"? Un papel que por cierto él detestaba: "Aparte del dinero, lamento haber emprendido esta película. Me gusta bastante, pero esto no es un trabajo de actor"

De nada parecen haberle servido sus 60 años haciendo magníficas películas o que haya conseguido un Oscar por un trabajo como el del Coronel Nicholson en "El puente del Rio Kwai"; resulta que su familia recibe más beneficios con el 2'25 % que se reservó de los ingresos de "La guerra de las Galaxias" que con toda su extensísima carrera anterior.

Como buen personaje de la saga, hasta se pueden comprar figurillas de Sir Alec con su espada laser y su encapuchado rostro de Jedi. En una ocasión un fan de la saga estelar le pidió un autógrafo mientras le decía que había visto "Star Wars" más de cien veces. Alec por supuesto se lo firmó pero a cambio de la promesa de que no la viera mas, y se lo firmaba a la vez que le decía: “Va a tener un efecto negativo en tu vida”

Quedaron en el olvido de los no muy aficionados al cine su Shakespeare, sus años de teatro en el Old Vic, sus incursiones como escritor, sus magníficos papeles dramáticos y sus comedias de la Ealing, sus insuperables papeles de espías o militares… de hecho si uno intenta buscar alguna frase de Alec Guinness lo que encontrará fácilmente es aquello de: "Que la fuerza te acompañe" y la mayoría de las fotos disponibles son de "La guerra de las Galaxias".

Sir Alec Guinness había tenido una infancia realmente difícil, nunca supo quien fue su padre y vivía en pensiones con la realidad de una madre que casi no se preocupaba por él. Su madre al parecer vendía su cuerpo, era bastante amiga de la botella y no tenía reparos en robar si se terciaba.

De ella confesaría en unas memorias: "Mi madre era una puta... Se acostó con toda la tripulación del yate de Lord Moyne en la Regata Cowes y, cuando dio a luz, llamó Guinness al bastardo, pero mi padre fue probablemente el maldito cocinero".

Vivían sumidos en la pobreza, con un padrastro un tanto violento, el militar escocés David Stiven, que le prestó al chico el apellido. Las dificultades no le hicieron abandonar los estudios y al terminarlos trabajó durante un tiempo en una empresa de publicidad pero eso no podía apagar su deseo de dedicarse a la actuación y así se puso a tomar clases, a pesar de que sus profesores le veían poca madera de actor !¡. 

Unos años más tarde debutaba en la escena interpretando tres papeles a la vez (un chino, un francés y un inglés) en la obra "Queen cargo", demostrando una capacidad de adaptación a cualquier rol sorprendente, un camaleonismo que con el tiempo se hizo famoso. Paso por las compañías del gran John Gielgud, donde desempeñó a la perfección el papel de Osric en "Hamlet" y por la de Laurence Olivier, haciéndose cada vez mejor actor.

Llegada la Segunda Guerra Mundial, participó en ella: "Tuve mis mejores actuaciones durante la guerra, intentando ser un oficial y un caballero". A su vuelta empezó la sucesión de grandes películas que harían de él uno de los grandes actores de la historia del cine. Entre ellas cabe mencionar a parte de "El puente sobre el rio Kwai" ya antes citada, obras del calibre de "Cadenas Rotas", "Oliver Twist", "Oro en barras" (la vi hace poco y que buena es!!!!), "El hombre vestido de blanco", "El quinteto de la muerte", "Nuestro Hombre en la Habana", "Lawrence de Arabia", "Doctor Zhivago", "El padre Brown", "Pasaje a la India"……

Con películas de tanta calidad en su curriculum no fue extraño que se le concediera justamente el titulo de Sir en 1959, casi 20 años antes de ponerse el hábito de Obi-Wan.

En el tramo final de su carrera desarrollaría en televisión unas esplendorosas versiones de los personajes de John Le Carre en "El topo" y "La gente de Smiley". Ya en 1979 se le concede un Oscar Honorifico al conjunto de su carrera y su contribución al arte del cine. En el año 2000 muere a los 86 años a causa de un cáncer.

Algunas frases suyas que no tienen nada que ver con "La fuerza":

"Solo hay un modo de mantenerse esbelto: Coma todo lo que quiera de todo lo que no le guste"

"Llegando al teatro temprano, por lo general a las siete, cambiado en una bata, aplicando el maquillaje, teniendo una breve charla durante unos minutos con otros actores y luego, completamente inconscientemente, comenzando a asumir otra personalidad que se quedará conmigo hasta que baje el telón, esto era todo lo que requerí de la vida. Era la felicidad." 

"Un actor es un intérprete de las palabras de otro hombre, a menudo un alma que desea revelarse al mundo, pero no se atreve, un artesano, un bolso de trucos, un bolso de vanidad, un observador chulo de la humanidad, un niño, y en su mejor forma una especie de sacerdote que, durante una hora o dos, puede pedir el cielo y el infierno o hipnotizar a un grupo de inocentes."

"Siempre estoy avergonzado sobre la lentitud de mi lectura. Pienso que esto proviene ... del hecho de que cuando me encuentro con el diálogo en una novela, no puedo resistir a tratarlo como el texto de una interpretación y representarlo, con pausas significativas y todo eso." 

"Un actor es totalmente vulnerable. Su personalidad total es expuesta al juicio crítico - su intelecto, su porte, su dicción, su entero aspecto. En resumen su ego." 

“Uno no es lo que es por lo que escribe, sino por lo que ha leído”

"Para el comandante Lawrence la compasión es una obsesión. Para mí... es sólo buena educación. Juzgue usted cuál de los dos motivos es más recomendable". En Lawrence de Arabia

"Cuando un pueblo ya no lee a sus escritores, los festeja"

"Mi alma, mi cuerpo, mi cerebro languidecen necesitando religión. El mundo es demasiado inhóspito e inexpresivo sin un sentido de adoración”

"Mientras que la filosofía se encarga del núcleo de las cuestiones, el arte de vivir se entretiene con la pulpa"

"El fallo tiene miles de explicaciones. El éxito no las necesita." 

"Prefiero los planos largos porque el cuerpo puede actuar mejor que el rostro." 

"Esencialmente soy un actor que ha sido bastante afortunado por interpretar papeles principales la mayor parte de mi vida." 

"La extravagancia no me satisface. Disfruto siendo evasivo" 




Las imágenes han sido tomadas de las siguientes páginas:
https://www.pinterest.es/pin/289356344802762824/
https://www.pinterest.es/pin/363595369907808695/
https://www.pinterest.es/pin/432275264206288218/
https://www.pinterest.es/pin/297870962847915546/
https://www.pinterest.es/pin/59883870029117806/
https://www.pinterest.es/pin/95842298291387912/
https://www.pinterest.es/pin/95842298299443554/

No hay comentarios:

Publicar un comentario