Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

lunes, 30 de enero de 2017

El día que Mickey y Minnie se casaron en la vida real



Pues sí, puede parecer raro, pero de alguna manera Mickey y Minnie llegaron a casarse en la vida real. El caso es que en 1977, Wayne Allwine, que había comenzado como conserje en los Estudios Disney se hizo cargo de dar voz a Mickey Mouse, después de que ese cometido lo hubieran desempeñado el propio Walt Disney y Jimmy MacDonald. Ese mismo año Russi Taylor entró a trabajar en los mismos estudios y nueve años después se convertiría en la voz de Minnie. Supongo que tanto trabajar codo con codo, tantas carantoñas vocales y la complicidad de los personajes a los que prestaban sus almas, provocó que se enamoraran y que terminaran casándose en 1991. A pesar de su unión fueron tremendamente discretos con esta anécdota y solo después de bastantes años se atrevieron a dar alguna entrevista en la que no dudaron en utilizar para responder las preguntas las voces que crearon para sus personajes. No puedo dejar de imaginarme algunos juegos de alcoba.... ¡que pensarían los vecinos!



Las imágenes han sido tomadas de las siguientes páginas:

Sarah Vaughan: "The divine one" del Jazz



"Cuando canto, los problemas podrían estar sentados en mi hombro y yo no lo notaría"

Eso decía la maravillosa Sarah Vaughan, y es lo mismo que les ocurre a los amantes del jazz cuando se ponen a escucharla. A Sarah Vaughan la apodaban "La divina" y también era conocida cariñosamente como "Sassy", una cantante que junto a Ella Fitzgerald, Dinah Washington y Billie Holiday forma el poker de ases de las voces femeninas del jazz. Sassy tenía una voz realmente prodigiosa y para muchos era la más capacitada vocalmente de todas las cantantes antes citadas, dada la versatilidad y amplitud de su registro, que como si de una interprete de ópera se tratase la hacía pendular a voluntad y con la mayor de las facilidades entre registros agudos y graves, cualidades que todavía era capaz de adornar con una capacidad de improvisación sensacional. Sabía entender las letras a la perfección y darle el punto justo para llenarlas de significado, algo sobre lo que solía decir: "Hay notas entre las notas, ya sabes". 

Se dio a conocer en las veladas para aficionados del Apollo Theater de Harlem, época en la que ya llevaba un buen bagaje musical gracias a sus actuaciones en la Iglesia como cantante y pianista. Después vendrían las actuaciones con la Orquesta de Earl Hines para continuar con la de Billy Eckstine. Cuando Charlie Parker y Dizzy Gillespie inventaron el Be Bop, ella supo imprimir a su voz ese nuevo ritmo a un nivel tan sorprendente y lleno de improvisación como el de aquellos innovadores interpretes. Su facilidad para el "Scat", al estilo de su creador Louis Armstrong o de la gran Ella Fitzgerald, era también legendaria.

A finales de los 40 ya era una estrella consolidada y sus colaboraciones con grandes jazzistas como Miles Davis, Clifford Brown, Benny Carter o Count Basie fueron completadas con otro repertorio más comercial que llego a convencer incluso a ese público que estaba más bien alejado del mundo del jazz, asi este eclecticismo musical la llevaría a presentar un repertorio amplísimo que abarcaba desde los clásicos de Irving Berling, Cole Porter y compañía hasta realizar versiones de los temas de los Beatles. Es por ello una estrella inmensa del Jazz, pero que es capaz de trascenderlo y resultar una figura indiscutible de toda la música popular. Después de toda una vida llenando sus pulmones de aire para convertirlo en maravillosas melodías, murió a los 66 años victima de un cáncer de pulmón.





Tenderly



Misty & How about you



y "Black coffe" sin la presión del directo: