Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

sábado, 21 de enero de 2017

Carta de Rudyard Kipling a su hijo (If...)




Si puedes conservar la cabeza cuando a tu alrededor
Todos la pierden y te echan la culpa;
Si puedes confiar en tí mismo cuando los demás dudan de tí
Pero al mismo tiempo tienes en cuenta su duda;

Si puedes esperar y no cansarte de la espera,
O siendo engañado por quienes te rodean, no pagar con mentiras,
O siendo odiado, no dar cabida al odio,
Y no obstante, ni ensalzas tu juicio ni ostentas tu bondad:

Si puedes soñar y no dejar que los sueños te dominen;
Si puedes pensar y no hacer de los pensamientos tu objetivo;
Si puedes encontrarte con el Triunfo y la Derrota
Y tratar a estos dos impostores de la misma manera;

Si puedes soportar el escuchar la verdad que has dicho
Tergiversada por bribones para tender una trampa a los necios,
O contemplar destrozadas las cosas a las que dedicaste tu vida,
y agacharte y reconstruirlas con las herramientas desgastadas:

Si puedes hacer una pila con todos tus triunfos
Y arriesgarlo todo de una vez en un golpe de azar,
Y perder, y volver a comenzar desde el principio
Y no dejar escapar nunca una palabra sobre tu pérdida;

Si puedes hacer que tu corazón, tus nervios y tus músculos
Te respondan mucho después de que hayan perdido su fuerza,
Y permanecer firmes cuando nada haya en ti
Excepto la Voluntad que les dice: “¡Adelante!”.

Si puedes hablar con la multitud y perseverar en la virtud,
O caminar junto a reyes sin perder tu sentido común;
Si ni los enemigos ni los buenos amigos pueden dañarte;
Si todos los hombres cuentan contigo pero ninguno demasiado;

Si puedes llenar el preciso minuto
Con sesenta segundos de un esfuerzo supremo,
Tuya es la Tierra y todo lo que hay en ella,
Y, lo que es más, serás un Hombre, ¡hijo mío!

Rudyard Kipling

Esta carta - poema fue escrita por Kipling en 1910, muy conocida por su nombre en inglés "If", en ella el escritor trata de volcar todos los consejos y convencimientos acerca de los valores morales que dignifican a una persona como ser humano y como hombre. Rudyard Kimpling, nacido en Bombay en 1865 ha pasado a la posteridad por varias obras, entre ellas destacan: "El libro de la selva" (1894) -"El hombre que pudo ser rey" (1888) y Kim (1901). En 1907 recibió el Premio Nobel de Literatura. En otro tiempo los amantes escasos de habilidades para mostrar bellamente sus sentimientos copiaban las obras de los poetas para quedar bien ante su amada; no se sí sería un gran pecado copiar a Kipling y enviar esta carta a cada uno de nuestros hijos comenzándola con "Un buen amigo me decía". En una época en la que los valores brillan por su ausencia... creo que sería hasta disculpable.


La imagen está tomada de la siguiente página:
https://es.pinterest.com/pin/129830401737450088/

No hay comentarios:

Publicar un comentario