Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

domingo, 22 de mayo de 2016

George Sanders o como morir de aburrimiento.



El grupo "The Kinks" resultó muy certero cuando decía en su canción "Celluloid heroes" dedicada al mundillo del cine: "Aunque le pongas a George Sanders una bolsa de basura en la cabeza, siempre tendrá estilo"

Con Gene Tierney
Sí, no cabe duda que Sanders tenía un aura muy personal, una determinada actitud ante la vida que él supo trasladar certeramente a sus personajes y convertirla en todo un arte; sus exquisitos modales, su altivez cargada de pulida ironía y corrosivo cinismo, su aparente distancia, por no decir aire de superioridad, respecto del resto de los simples mortales hacía que muchos de sus personajes resultaran inolvidables. Da igual que fueran siniestros y traidores como en "Ivanhoe" o "Los contrabandistas de Moonfleet" o fríos seductores que solo buscaban el beneficio propio como en "Rebeca" o "El fantasma y la Sra. Muir", siempre conseguía imprimirles un perfil memorable y cargado de dobles lecturas, resultando la cima de su arte el frío crítico Addison DeWitt  de "Eva al desnudo",  un papel que le valió un merecido Oscar al mejor actor secundario.

     Sanders era ruso de nacimiento; nació en 1906 en San Petersburgo, aunque sus padres eran ingleses y su educación era totalmente inglesa. Se casó en cuatro ocasiones, entre ellas con Zsa Zsa Gabor y después con su hermana Magda Gabor. 

Sanders con Zsa Zsa Gabor
Parece que no escarmentó de su tormentoso enlace con Zsa Zsa del que el propio Sanders decía:  “Las mujeres son como las enfermedades infecciosas. Una recaída es siempre de enorme gravedad. Mi boda con la enloquecida bruja de Zsa Zsa fue un error craso. Me avergüenza decirlo, porque no se debe golpear a las mujeres, pero yo sí lo hice. En defensa propia, claro...”. De hecho le quedaron ganas de probar con la hermana, de quien finalmente diría: “Eso no fue una unión matrimonial, sino una épica batalla. Terminó, claro, en una apoteosis judicial. Magda me sacó hasta los ojos...”.

Por supuesto no era Sanders de los que hacían ascos a una buena aventura y como buen vividor supo rodearse de un buen abanico de mujeres hermosas entre las que se cuentan las bellísimas Dolores del Rio, Hedy Lamarr, Marilyn Monroe, Gene Tierney o Lucille Ball... Todas ellas trabajaron en alguna película con Sanders y resulta claro que algún encanto debía de tener el tipo cuando hacía bueno el adagio aquel de "pájaro que vuela a la cazuela". Escribió libros de éxito, cantaba bien, tenía el reconocimiento de sus compañeros de profesión.... Con estos mimbres se podría decir que el muchacho lo tenía muy difícil para aburrirse y sin embargo parece ser que la vida no tenía los suficientes alicientes para él y este fue para muchos el motivo de su muerte. El tedio. De hecho se le atribuye una frase que reza:

"Los ricos y los que pertenecen a la llamada clase alta, son los que más sufren de aburrimiento"

Sanders con Hedy Lamarr
En el "Retrato de Dorian Grey" interpretó uno de sus personajes más angulosos y puede que en su transcurso meditara sobre la perdida de la juventud y sus consecuencias; el caso es que ya David Niven comentaba que había oído en numerosas ocasiones al actor avisar de que algún día se suicidaría. 

El momento llegó encontrándose en un Hotel de Castelldefels, (como Ava Gardner era un amante de España) allí, cumplidos los 65 años, parece que se puso a hacer balance y el resultado no le pareció alentador. Se cuenta que la noche anterior a su muerte fue visto fumando plácidamente en la terraza del parador como si todo marchará bien, pero a la mañana siguiente fue encontrado por una de las camareras tendido en su habitación, completamente desnudo y a su lado dos frascos vacíos de nembutal, el mismo medicamento con el que supuestamente acabó su vida Marilyn Monroe. Junto a las sábanas había una nota de suicidio. Puede que Sanders se encontrara extremadamente solo en aquellos momentos, sin nadie especial al que dedicarle unas palabras, tanto que decidió despedirse del mundo en general de la siguiente forma:

"Querido mundo: por si a alguien le interesa saberlo, ya he vivido bastante. Seguir viviendo sería un asco. Te dejo con tus conflictos, tu basura y tus cloacas sin fin. Con los mejores deseos. Sinceramente tuyo, George Sanders."

Las cosas de tener estilo es que hay que mantener el tipo hasta el final. Puede que en España aprendiera el famoso dicho del Quijote: "Genio y figura hasta la sepultura"

Sanders con Anne Baxter, Bette Davis y Marilyn Monroe en "Eva al desnudo

Terminamos con un vídeo en el que podremos oír cantar a George Sanders el tema "As time goes by"

No hay comentarios:

Publicar un comentario