Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

jueves, 7 de agosto de 2014

Demócrito y la risa

Demócrito por Johannes Moreelse

Igual que a Heráclito se le consideraba como "El filósofo que llora" a Demócrito de Abdera se le conoció como "El filósofo que ríe" o "El abderita risueño", al parecer por ser habitual encontrarlo siempre de buen humor y sonriente, no pocas veces de forma un tanto irónica por la marcha de las cosas o las ideas de otros pensadores. Mantenía que la risa torna a los hombres sabios pero sus vecinos no llegaban a comprender del todo aquella actitud tan risueña y pensaron que se debía a alguna enfermedad mental, motivo por el cual llamaron al famoso Hipócrates para que lo tratase y lograra darle cura a su extravagante locura. Una vez que terminó de examinar al risueño enfermo, el galeno dijo: "Demócrito ni delira ni está loco, sino que es el hombre más sensato de nuestro tiempo"

Democrito (460 a.C. - 370a.C)  negaba la existencia de Dios, lo que le convirtió en el primer ateo, y también fue un pionero en el campo de la física, un terreno cuyos avances llegan con  extraordinaria lentitud, tanto que uno de los pocos pasos apreciables que ha tenido en los últimos tiempos reside en la constatación de la existencia del bosón de Higgs gracias a los experimentos desarrollados con el costosísimo acelerador de partículas de Ginebra. Pero hubo un tiempo en el que no existía la posibilidad de constatar experimentalmente las teorías y Demócrito fue un verdadero adelantado con sus postulados teóricos sobre la materia. A base de razonamientos lógicos y desarrollando la "Teoría atómica del Universo" concebida por Leucipo, su mentor, definió la materia con unos conceptos realmente modernos y mantenía que la materia no es más que la mezcla de unas partículas originarias a las que llamó átomos, que en griego viene a significar algo como "indivisible" o "que no se puede cortar". Para Demócrito los átomos eran eternos, indivisibles, homogéneos, incomprensibles e indivisibles. Entre ellos se diferenciaban solo en forma y tamaño, pero no por sus cualidades internas y las propiedades de la materia variaban según el agrupamiento de sus átomos. El mismo Demócrito lo explicaba así: "Estos átomos se mueven en el vacío infinito, separados unos de otros y diferentes entre sí en figuras, tamaños, posición y orden; al sorprenderse unos a otros colisionan y algunos son expulsados mediante sacudidas al azar en cualquier dirección, mientras que otros, entrelazándose mutuamente en consonancia con la congruencia de sus figuras, tamaños, posiciones y ordenamientos, se mantienen unidos y así originan el nacimiento de los cuerpos compuestos." Y todo eso sin CERN y hace la friolera de casi dos mil quinientos años.

Curiosamente en su época era poco conocido, prácticamente ignorado en vida. Hay quien afirma que la razón de que no fuera más visible su obra se debía a él mismo, que "no se cuidó de ser conocido; y que aunque él conoció a Sócrates, Sócrates no lo conoció a él". Platón lo detestaba e incluso quiso quemar todos sus libros y Aristóteles finalmente si que comentó extensamente sus obras. 

Carl Sagan decía de él: "De todos los científicos antiguos, él es quien nos ha hablado más claramente a través de los siglos". No es de extrañar que tanto desdén de los que no tenían tantas certezas, hoy confirmadas, como las que atesoraba él, le provocara tanta risa. 

Algunas perlas de Demócrito:
Demócrito por Léon-Alexandre Delhomme

"La medicina sana las enfermedades del cuerpo, más la sabiduría libera al alma de padecimientos."

"La naturaleza y la enseñanza son cosa semejante. Y es que la enseñanza remodela al hombre y, al remodelarlo, actúa como la naturaleza."

"El hombre es un mundo en miniatura."

"Es hermoso evitar que otro cometa injusticia, pero si no, también lo es no ser cómplice de la injusticia."

"Es preciso, o bien ser bueno, o bien imitar al que lo es."

"Ni en el cuerpo ni en las riquezas hallan los hombres su felicidad, sino en la integridad y la cordura."

"No por miedo, sino por obligación, hay que apartarse de los yerros."

"Se debe ser veraz, no charlatán."

"El que agravia es más infeliz que el agraviado."

"Grandeza de alma es sobrellevar serenamente el error."

"Lo adecuado es ceder ante la ley, ante el gobernante y ante el más sabio."

"Quien se halla enteramente dominado por la riqueza nunca podría ser justo."

"Para persuadir resulta muchas veces más poderosa la palabra que el oro."

"Los necios se vuelven sensatos en la desdicha."

"En materia de virtud, es necesario esforzarse por hechos y acciones, no por palabras."

"Es arrogancia hablar de todo y no querer oír nada."

"Vivir no merece la pena para quien no tiene ni siquiera un buen amigo."

"Preferiría comprender una sola causa que ser Rey de Persia."

"La música es la más joven de las artes, porque no responde a una necesidad, sino que surge de lo que era ya superfluo."

"La palabra es sombra del hecho."

"Es ruinoso tratar de agradar a los vecinos."

"No es vivir mal vivir de un modo insensato, inmoderado e impío, sino estar mucho tiempo muriéndose."
.
"No anheles conocerlo todo, no sea que te vuelvas ignorante de todo."

"Los niños a los que se les tolera que no se esfuercen ni aprenderán las letras, ni la música, ni el ejercicio corporal, ni aquello que más relacionado se halla con la virtud: el respeto. Pues es de estas cosas de las que suele surgir en mayor grado el respeto."

"Lo mejor para el hombre es pasar la vida lo más contento y lo menos afligido que pueda. Ello sería posible si los placeres no se basaran en cosas perecederas."

"Los hombres, en su huida de la muerte, la van persiguiendo."

"El deseo de algo más echa a perder lo que se tiene, con el mismo resultado que el perro de Esopo." Se refiere a la fábula del perro que llevaba un trozo de carne y al ver su imagen en el agua la tomó por otro perro, de suerte que por querer quitarle la carne perdió la suya.

"Lo que hace falta es decir la verdad, no hablar de más."

"Una vida sin regocijo es un largo camino sin una posada."

"Discreto es quien no se aflige por lo que no tiene, sino que se alegra por lo que tiene."

"Si se sobrepasa la medida, lo más agradable se torna en lo más desagradable."

"Salud piden los hombres a los dioses en sus oraciones, pero no se percatan de que tienen en sí mismos control sobre ella y en que, como hacen por su desenfreno lo contrario de lo debido, se convierten en traidores de su salud por sus propios apetitos."

"Luchar contra el deseo es duro, pero vencerlo es propio de un hombre sensato."

"Los juramentos que hicieron en medio de la necesidad no los observan los mezquinos cuando se han librado de ella."

"Los miserables que acceden a los cargos, cuanto más indignos son al llegar a ellos tanto más ociosos se hacen y más se llenan de insensatez y de engreimiento."

"En absoluto hay que sentir más vergüenza ante los hombres que ante uno mismo ni hacer algún mal si nadie va a saberlo con más motivo que si van a saberlo todos los hombres, sino que uno debe sentir vergüenza especialmente ante uno mismo e inculcar este principio en el alma como para no hacer nada incoveniente."

"De los yerros se acuerdan más los hombres que de lo bien hecho y es justo que así sea."

"La crianza de los hijos es asunto resbaladizo; se consigue un éxito plagado de disputas y desvelos o un fracaso que no es superable por ningún otro dolor."

"No me parece conveniente tener hijos, pues advierto en el hecho de tener hijos múltiples y grandes riesgos y múltiples disgustos, más pocas satisfacciones y aún éstas menudas y débiles."

"Nada existe, aparte de átomos y el vacío."

"Un objeto no resulta de la pluralidad de los átomos, sino de la combinación de los átomos deviene cada objeto."

"Todas las cosas suceden por necesidad, porque la causa del nacimiento de todo es el remolino de los átomos."

"Hay hombres que trabajan como si fueran a vivir eternamente."

"Quien procede injustamente es más desgraciado que la víctima de su injusticia." 

"Todo está perdido cuando los malos sirven de ejemplo y los buenos de mofa." 

"¿Puede ser por ventura amado el que a nadie ama?" 

"Todo cuanto existe es fruto del azar y la necesidad "

"Es mejor corregir tus propios fallos que corregir los de los demás."

"El conocimiento verdadero y profundo es el de los átomos y el vacío, pues son ellos los que generan las apariencias, lo que percibimos, lo superficial"


Las fotos están tomadas de Wikimedia Commons