Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

sábado, 30 de noviembre de 2013

Las invasiones bárbaras - 2003 - Denys Arcand



Me resistía a ver este film a pesar de su fama y el Oscar a la mejor película extranjera que logró en 2003 (aparte del Bafta y el Cesar) sobre todo por su temática, un profesor que afronta sus últimos días de vida en un hospital. Lo que no me esperaba es que a pesar de la trascendencia del tema la película resultase una maravillosa comedia cargada de buenos momentos y sensacionales diálogos que ponen el dedo en la llaga de no pocos asuntos de los llamados trascendentales... eso sí, siempre con inteligencia y sin dramatizaciones. Una joya que tardé en descubrir.... Os dejo algunos de sus buenos diálogos:

"- Eso lo dice porque vivimos en una época horrible…

- Ah, pero no es especialmente horrible, de eso nada. Contrariamente a lo que se piensa el siglo XX no fue particularmente sangriento. Las guerras causaron cien millones de muertos, es una cifra aceptada. Añádale diez millones más de los gulags rusos, los campamentos chinos nunca se sabrá, pero dicen que veinte millones. Llevamos ciento treinta o ciento treinta y cinco millones de muertos. No impresiona demasiado teniendo en cuenta que en el siglo XVI los españoles y portugueses consiguieron sin cámaras de gas ni bombas hacer desaparecer ciento cincuenta millones de indios en América Latina. Eso sí es un buen trabajo, hermana, ciento cincuenta millones de personas liquidadas. Usted dirá que tenían el apoyo de su Iglesia, pero hicieron un buen trabajo, tan bueno que en América del Norte holandeses, franceses, ingleses y luego los americanos se sintieron inspirados y degollaron a cincuenta millones de personas, doscientos millones de muertos en total, la mayor masacre de la Historia de la Humanidad. Eso ocurrió aquí, ahí, a nuestro alrededor, y ni un triste museo del holocausto. La Historia de la Humanidad, hermana, es una historia de horror."

"¿No le tienes mucho aprecio a la vida eh?
- Pues no.
-Yo a tu edad era igual, estaba dispuesto a morir en cualquier momento. Precisamente por eso los jóvenes son los mejores mártires. Es paradójico pero al envejecer te apegas a la vida. Empiezas a restar: me quedan veinte años, quince, diez... Cuando uno sabe que va a hacer algo por última vez... voy a comprarme mi último coche, es la última vez que veré Génova, Barcelona...
- Yo no viviré tanto
- Tú que sabes
- Las sobredosis son muy frecuentes
- Eso tampoco se puede prever, puede que algún día lo dejes y acabes viviendo hasta muy vieja. Si apenas comprendemos el pasado como vamos a predecir el futuro, nadie sabe nunca lo que va a ocurrir, salvo yo ahora. Yo si lo se
- ¿Y le asusta?
- ¡Si. No quiero abandonar esta vida! !La he amado tanto! No puedes ni imaginarlo
- ¿Que es lo que tanto amaba?
- !Todo: el vino, los libros, los vinos, la música, las mujeres, sobre todo las mujeres... Su aroma, su boca, la suavidad de su piel....!
- ¿Ha conocido a muchas?
- ¿Y a la larga todas las mujeres no acaban pareciéndose?
- Un poco sí, pero no me he cansado de ellas
- ¿Siempre ha tenido tanto éxito?
- ¿Que va que va, ya no! Está claro que con la edad las cosas ya no son iguales
- ¿Y el vino? ¿Puede seguir bebiéndolo?
- Desgraciadamente no, el hígado ya no me lo permite
- ¿Y los viajes que quería hacer los ha hecho?
- Bah... de todas maneras hoy hay turistas por todas partes...
- No es su vida actual la que no quiere abandonar sino su vida pasada y esa vida murió hace tiempo.
- Puede ser..."

"- Hemos sido de todo, parece mentira: separatistas, independentistas, soberanistas, soberanistas asociacionistas…
- Bueno, al principio empezamos siendo existencialistas.
- Leímos a Sartre y a Camus.
- Luego leímos a Frank Fannon y nos volvimos anticolonialistas.
- Entonces leímos a Marcuse y nos hicimos marxistas.
- Marxistas-leninistas.
- Trotskistas.
- Maoístas.
- Después leímos a Solyenitsin y cambiamos de idea. Nos hicimos estructuralistas.
- Situacionistas.
- Feministas
- Desconstructivistas.
- Existe algún -ismo que no hayamos adorado?
- El cretinismo."


TÍTULO ORIGINAL: Les invasions barbares
AÑO: 2003 
PAIS: Canada  
DURACIÓN: 99'

DIRECTOR: Denys Arcand

REPARTO: Rémy Girard, Stéphane Rousseau, Marie-Josée Croze, Dorothée Berryman, Louise Portal, Dominique Michel, Yves Jacques, Pierre Curzi, Marina Hands, Toni Cecchinato, Mitsou Gélinas, Sophie Lorain, Johanne-Marie Tremblay, Denis Bouchard, Micheline Lanctôt, Roy Dupuis

GUIÓN: Denys Arcand

MÚSICA: Pierre Aviat

FOTOGRAFÍA: Guy Defaux

El humor surrealista de Faemino y Cansado




"- ¿Que tu has matado a mi padre?
- Sí!
- Bueno, pues no nos vamos a enfadar por esa tontería.
- También he matado a tu madre, he mutilado a tu hermano pequeño y te he quemado los campos de gules.
- Lo importante es que estés tu bien!"

"- ¿Qué parezco?
- Un águila,
- ¿Por la postura?
- No  por las uñas de los pies, que son negras, que parecen mejillones!"


"- ¿Dónde fue la revolución rusa del año 1917?
- En Azuqueca de Henares!
- Creo que por la fecha se ha liado un poco."

"-¿ Cuántas sílabas tiene el río Ebro a su paso por Zaragoza?"

"-¿Cómo se llaman los animales que viven en casa de los pobres?
-¡Terneras!"

-" Éramos muchos y Fary Levy muríó de tétanos, le rajaron ustedes con una lata oxidada.
- Vaya por Dios así que Fray Levy está muerto.
- Era una bellísima persona.
- Si, ya!  tenía que haberle visto en el potro de tortura que gritos daba, que maleducado.
- Me dio una nochecita... Le dije cállese, no ve que hay gente durmiendo!"

Este dúo español de humoristas  toma su nombre del apelativo artístico elegido por sus componentes, Carlos Faemino y Javier Cansado. Comenzaron su carrera en Madrid,  con espectáculos callejeros, posteriormente en teatros y continuaron con apariciones en televisión, incluso con un programa propio, hasta la actualidad, en que siguen llenando teatros. Su humor, aunque suele etiquetarse como inclasificable, se puede considerar como absurdo, inteligente y surrealista.
Sus espectáculos se componen de una sucesión de gags, generalmente sobre situaciones corrientes llevadas al absurdo. Suelen ser historias muy trabajadas y con muchos detalles. No hablan de actualidad, no realizan imitaciones, no hacen chistes sobre políticos ni se visten de ama de casa. Apenas emplean decorado o vestimentas especiales.
Su humor también se considera surrealista porque mezclan lo sencillo y lo intelectual tratando temas atemporales. Buscan la interacción con el público, que debe entender sus juegos de palabras y dobles sentidos. De hecho, recomiendan a su público haber acabado la educación obligatoria para apreciar completamente su humor.

Los primeros espectáculos “oficiales” los dieron al aire libre en el madrileño parque de El Retiro de Madrid, famoso por las actuaciones espontáneas de diversos artistas que allí se daban cita. Fue un domingo de septiembre de comienzos de la década de los ochenta. Ofrecieron cuatro pases esa mañana, con más luces que sombras. El verdadero motivo de aquel comienzo fue recaudar dinero para invitar a comer a sus amigos a un restaurante chino. Desde entonces acudieron regularmente a ofrecer sus espectáculos en El Retiro. Coincidieron con humoristas como Pedro Reyes y Pablo Carbonell, en la época de mayor y mejor actividad artística del parque.
Actuaron en este escenario durante cerca de cuatro años, llegando a ofrecer espectáculos de más de dos horas de duración. Se les conoció al principio como "Los del mono rojo" (aunque su verdadero nombre artístico era Tato y Kiko), por el atuendo que llevaban por entonces. Más adelante se bautizaron como "Los hermanos Benítez". Al final de esta época pasaron a llamarse Faemino y Cansado.
Empezaron en televisión en el programa "Un, Dos, tres" donde se hicieron famosos contando el mítico chiste del águila y posteriormente en el programa infantil Cajón Desastre donde hicieron sketches memorables. Con todo esto consiguieron darse a conocer ante el gran público, hasta tal punto que tuvieron la oportunidad de realizar una serie de dieciséis programas propios de aproximadamente media hora de duración: El orgullo del tercer mundo, emitidos en TVE 2. El programa se grababa en una sala de fiestas y en él empleaban una puesta en escena similar a la de sus espectáculos teatrales, sin apenas decorado y con escasa indumentaria especial. En este programa se acuñó la expresión "yo leo a Kierkegaard", respuesta del público en un momento de uno de sus gags. Esta frase nació como respuesta a la idea de los productores del programa de que era necesario crear una frase significativa que pudiera hacerse popular. Ellos se lo tomaron a guasa y se inventaron esta expresión pensando que nunca podría calar entre la gente. Pero finalmente se hizo muy famosa y se considera su grito de guerra. Con este programa llegaron a mucha más gente y comenzaron a generar una legión de fans, aunque el capítulo que más se vio no alcanzó el millón y medio de espectadores.
Se cansaron del mundo televisivo por el ritmo y la tensión que les exigía el rodaje. Desde entonces han hecho apariciones esporádicas en televisión. Lo siguiente que grabaron para la pequeña pantalla fue una serie de vídeos para la colección "Magos del humor", con otro ritmo más pausado y con mucho control por su parte.
Desde entonces se han centrado en las actuaciones en teatros y han hecho apariciones en medios distintos. El 10 de mayo de 2000 y junto al dibujante Alberto Calvo estrenaron la revista digital lamandibula.com, dentro del ya desaparecido portal canal21.com, con personajes como “Opacman, las aventuras y desventuras del superhombre que no deja pasar la luz a través de su cuerpo”, o con “El Cansamino”, un concurso de preguntas y respuestas en el que gana quien contesta de forma más surrealista a las preguntas que se le proponen. Se creó al abrigo del boom de internet de finales de los noventa y finalmente cerró pocos años después.
Han aparecido en la radio, fugazmente en el cine y recientemente han publicado dos libros sobre sus espectáculos, con sendos vídeos. También han realizado diversos trabajos separados, si bien Cansado ha sido mucho más prolífico que Faemino.




Michel Houellebecq por él mismo




Michel Houellebecq, el actual "enfant terrible" de las letras francesas se llama en realidad Michel Thomas y nació en Saint Pierre, Isla de Reunión, el 26 de febrero de 1955. Entres sus obras destacan especialmente libros como "Las particulas elementales" (1998) , "Plataforma" (2002) y "El mapa y el territorio" (2010) por el que ha obtenido el prestigioso premio Goncourt

"Al igual que el liberalismo económico desenfrenado, y por razones similares, el liberalismo sexual produce fenómenos de empobrecimiento absoluto. Algunos hacen el amor todos los días; otros cinco o seis veces en su vida, o nunca. Algunos hacen el amor con docenas de mujeres; otros con ninguna. Es lo que se llama la "ley del mercado".

"La gente crea polémicas para vender sus programas de televisión, cierto tipo de revistas... Yo utilizo eso, pura y simplemente, porque soy entrevistado en esos medios y hablan de mi obra según esos mecanismos. " (Las partículas elementales - 1998)

"Es uno de los principales inconvenientes de la extrema belleza de las chicas: sólo los ligones experimentados, cínicos y sin escrúpulos se sienten a su altura; así que los seres más viles son los que suelen conseguir el tesoro de su virginidad." (Las partículas elementales - 1998)

"Uno puede enfrentarse a los acontecimientos de la vida con humor durante años, a veces muchos años, y en algunos casos mantener una actitud humorística casi hasta el final; pero la vida siempre nos rompe el corazón. Por mucho valor, sangre fría y humor que uno acumule a lo largo de su vida, siempre acabará con el corazón destrozado. Y entonces uno deja de reírse. A fin de cuentas ya sólo quedan la soledad, el frío y el silencio. A fin de cuentas, sólo queda la muerte." (Las partículas elementales - 1998)

"Toda sociedad tiene sus puntos débiles, sus llagas. Meted el dedo en la llaga y apretad bien fuerte. " 

"En un mundo que sólo respeta a la juventud, los seres son devorados poco a poco. "

"Acumulamos recuerdos para sentirnos menos solos en el momento de la muerte." (Las partículas elementales - 1998)

"Al contrario que la música, que la pintura, incluso que el cine, la literatura puede absorber y digerir cantidades ilimitadas de burla y de humor. " (Las partículas elementales - 1998)

"El hombre no está hecho para aceptar la muerte: ni la suya ni la de los demás." (Las partículas elementales - 1998)

"A lo largo de los períodos históricos, la mayor parte de los hombres había estimado correcto, al avanzar en edad, hacer alusión a los problemas del sexo como si no se tratara más que de chiquillerías sin importancia y considerar que los temas de verdad, los temas dignos de la atención de un hombre maduro, eran la política, los negocios, la guerra, etcétera."

"Hay cosas que se pueden hacer, y otras que parecen demasiado difíciles. Con el tiempo, todo parece demasiado difícil; la vida se reduce a eso." (Plataforma -2001)

"Vivir sin leer es peligroso, obliga a conformarse con la vida, y uno puede sentir la tentación de correr riesgos." (Plataforma -2001)

"Al contrario que la música, que la pintura, incluso que el cine, la literatura puede absorber y digerir cantidades ilimitadas de burla y de humor." 

"Algunos seres humanos se aferran con ferocidad a la vida, la abandonan, como decía Rousseau, de mala gana." (Las partículas elementales - 1998)

"Conozco la sensación Tienes la impresión de que puedes rodar por el suelo, cortarte las venas con una hoja de afeitar o masturbarte en el metro sin que nadie te preste atención, sin que nadie mueva una ceja. Como si una película transparente, inviolable y perfecta te protegiera del mundo."

"El arte debería ser atractivo inmediatamente. Circula la idea de que debe hacerse un esfuerzo para captar la belleza, y no estoy nada de acuerdo." (Las partículas elementales - 1998)

"El hombre no está hecho para ser feliz en forma permanente." (Las partículas elementales - 1998)

"El mundo es igual a la suma de conocimientos que tenemos de él." (Las partículas elementales - 1998)


"Estoy atrapado en un sistema que ya no me aporta gran cosa, y sé que a fin de cuentas es inútil, pero no veo la manera de escapar."

"Hay cosas que se pueden hacer, y otras que parecen demasiado difíciles. Con el tiempo, todo parece demasiado difícil; la vida se reduce a eso. "

"El mundo no es un lugar bueno ni bien organizado." (Las partículas elementales - 1998)

"La alegría es una emoción intensa y profunda, un sentimiento exaltante de plenitud experimentado por toda la conciencia; se puede comparar con la embriaguez, con el arrebato, con el éxtasis." (Las partículas elementales - 1998)

"Si un libro empieza de manera aburrida, no me interesa, no me esforzaré para seguir. Quiero que me resulte interesante desde la primera línea." (Las partículas elementales - 1998)

"Toda gran pasión desemboca en lo infinito." (Las partículas elementales - 1998)

"Todas las sociedades tienen sus puntos débiles, sus llagas. Meted el dedo en la llaga y apretad 
bien fuerte." (Las partículas elementales - 1998)

"Todo puede ocurrir en la vida, sobre todo nada. "

"La ausencia del deseo de vivir no basta para tener deseos de morir. " (Las partículas elementales - 1998)

"La posibilidad de vivir empieza en la mirada del otro. "

"La publicidad fracasa, las depresiones se multiplican, el desarraigo se acentúa; sin embargo, la publicidad sigue construyendo las infraestructuras de recepción de sus mensajes. Sigue perfeccionando medios de desplazamiento para seres que no tienen ningún sitio adonde ir porque no están cómodos en ninguna parte; sigue desarrollando medios de comunicación para seres que ya no tienen nada que decir; sigue facilitando las posibilidades de interacción entre seres que ya no tienen ganas de entablar relación con nadie. "

"La tradicional lucidez de los depresivos, descrita a menudo como un desinterés radical por las preocupaciones, se manifiesta ante todo como una falta de implicación en los asuntos que realmente son poco interesantes. De hecho, es posible imaginar a un depresivo enamorado, pero un depresivo patriota resulta inconcebible." (Las partículas elementales - 1998)

"Las chicas sin belleza son desgraciadas porque pierden cualquier posibilidad de que las amen. A decir verdad, nadie se burla de ellas ni las trata con crueldad; pero parecen transparentes y nadie las mira al pasar. Todo el mundo se siente molesto en su presencia y prefiere ignorarlas." (Las partículas elementales - 1998)

"Para el occidental contemporáneo, incluso cuando se encuentran bien, la idea de la muerte constituye una especie de ruido de fondo que invade el cerebro cuando se desdibujan los proyectos y los deseos. (...) En otras épocas el ruido de fondo lo constituía la espera del reino del Señor; hoy lo constituye la espera de la muerte. Así son las cosas."

"Sé que el Islam (la más estúpida, la más falsa y la más oscurantista de todas las religiones) parece estar ganando terreno; pero sólo se trata de un fenómeno superficial y transitorio: a largo plazo el Islam está condenado, más aún que el cristianismo." (Las partículas elementales - 1998)

"Si no había de vez en cuando algo de sexo, ¿en qué consistía la vida?" (Las partículas elementales - 1998)