Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

lunes, 15 de abril de 2013

Friedrich Nietzsche.- El origen de la culpa



Todos los instintos que no se desahogan hacia fuera se vuelven hacia dentro -esto es lo que yo llamo la interiorización del hombre: únicamente con esto se desarrolla en él lo que más tarde se denomina su “alma”. Todo el mundo interior originariamente delgado, como encerrado entre dos pieles, fue separándose y creciendo, fue adquiriendo profundidad, anchura, altura, en la medida en que el desahogo del hombre hacia fuera fue quedando inhibido. Aquellos terribles bastiones con que la organización estatal se protegía contra los viejos instintos de la libertad -las penas sobre todo cuentan entre tales bastiones- hicieron que todos aquellos instintos del hombre salvaje, libre, vagabundo, diesen vuelta atrás, se volviesen contra el hombre mismo. La enemistad, la crueldad, el placer en la persecución, en la agresividad, en el cambio, en la destrucción -todo esto vuelto contra el poseedor de tales instintos: ése es el origen de la “mala conciencia”. El hombre que falto de enemigos y resistencias exteriores, encajonado en una opresora estrechez y regularidad de las costumbres, se desgarraba, se perseguía, se mordía, se roía, se sobresaltaba, se maltrataba  impacientemente a sí mismo, este animal al que se quiere “domesticar” y que se golpea furioso contra los barrotes de su jaula, este ser al que le falta algo, devorado por la nostalgia del desierto, que tuvo que crearse a base de sí mismo una aventura, una cámara de suplicios, una selva insegura y peligrosa -este loco, este prisionero añorante y desesperado fue el inventor de la “mala conciencia”.

Friedrich Nietzsche; La genealogía de la moral; Tratado Segundo, traducción de Ángel Sánchez Pascual.

Imagen: Tiziano.- Sísifo

Gotan Project





Gotan Project es una banda de tango electrónico y electrónica jazzística asentada en París  que está integrada por el DJ francés Philippe Cohen Solal, el músico suizo Christoph H. Müller y el intérprete argentino de guitarra Eduardo Makaroff.
El nombre del trío viene de un juego de palabras muy común en el español rioplatense llamado vesre, que consiste en invertir el orden de las sílabas en una palabra. Así, la palabra "tango" se convierte en "gotan".


La historia comenzó cuando el argentino Eduardo Makaroff se unió con el francés Phillippe Cohen Solal en 1999. Luego apareció Christoph H Muller y nació el Proyecto Gotan, un conjunto cuyo primer disco, La Revancha del Tango vendió miles de copias en Europa.

Pese a que el grupo está compuesto por tres músicos, el Proyecto Gotan también incluye en sus composiciones y en sus conciertos, a varios músicos argentinos exiliados en París.

 Eduardo Makaroff  explicó en una entrevista con la BBC  cómo fueron sus orígenes:

"Llegué a Francia hace 14 años, como un artista de tango pero también como productor", relata.

"Con Gotan hacemos tango como el de mi ciudad natal, Buenos Aires, y lo mezclamos con la musíca electrónica que viene de todas partes"
El artista afirma que la fusión de los diferentes movimientos musicales que Gotan incluye en su música, "demuestran que podemos hacer muchas cosas con nuestra música"

Algunos de sus mejores temas:

Queremos Paz
Mi confesión


Vuelvo al sur

La revancha del tango





Fragmento de "Sentido y sensibilidad" - Jane Austen



JANE AUSTEN (1775-1817) - Reino Unido
SENTIDO Y SENSIBILIDAD -1811- (Fragmento)

"Sentido y sensibilidad" fue la primera novela publicada por la escritora Jane Austen, que por las dificultades que una mujer tenía para publicar algo con su... nombre sin recibir reproches sociales por ello, hubo de hacerlo con la única firma de "By a Lady" (Por una Dama). Solo su inmenso talento y el reconocimiento posterior pudo sacarla de las sombras. Evidentemente, en esta rígida y encorsetada sociedad inglesa escaseaban las cualidades a las que alude el título de esta obra y curiosamente sobraban los de la otra gran novela de Austen: "Orgullo y prejuicio". Ambas siguen siendo leídas vorazmente por miles de rendidos admiradores de la prosa de esta gran escritora. Ahora disfrutemos de un trocito de la primera de esas obras:

“Margaret se mostró de acuerdo, y siguieron su camino contra el viento, resistiéndolo con risueño placer veinte minutos más, cuando de repente las nubes se juntaron, y una lluvia torrencial les cayó encima… Mortificadas y disgustadas, se vieron en la necesidad de dar la vuelta, muy en contra de su voluntad, puesto que no tenían otro refugio más cerca que su propia casa. Un consuelo, sin embargo, les quedó, que la urgencia del momento volvía anómalamente oportuno: correr a toda velocidad por la abrupta ladera e la colina que conducía directamente a la verja del jardín.

Empezaron a correr. Marianne llevaba la delantera al principio, pero de repente dio un paso un falso y cayó al suelo, mientras Margaret, que no pudo pararse a ayudarla, aceleraba sin querer la marcha y llegaba a la base sana y salva.

Un caballero que llevaba una escopeta y dos pointers que retozaban a su alrededor estaban subiendo por la colina, a unas pocas yardas de Marianne, cuando se produjo el accidente. Soltó el arma y corrió en su auxilio. Ella se había levantado, pero con la caída se había torcido el pie, y apenas era capaz de sostenerse. El caballero ofreció sus servicios, y viendo que la modestia de la joven se negaba a lo que por su estado resultaba indispensable, la tomó en sus brazos sin más demora y cargó con ella colina abajo. Luego, cruzando el jardín, cuya verja Margaret había dejado abierta, la llevó directamente a la casa, adonde Margaret acababa de llegar, y no dejó de sostenerla hasta haberla aposentado en una silla de la salita.

Elinor y su madre se pusieron en pie estupefactas al verlos entrar, y mientras los ojos de ambas no dejaban de mirar al caballero con asombro patente y una secreta admiración que del mismo modo manaba de su presencia, éste se excusó por la intrusión relatando la causa, de un modo tan franco y gracioso que a los encantos de su apariencia, insólitamente atractiva, se sumaron los de su voz y expresión. Incluso si hubiera sido viejo, feo y vulgar, la gratitud y la amabilidad de la señora Dashwood habrían estado aseguradas por cualquier atención que hubiera tenido con su niña; pero el influjo de la juventud, la belleza y la elegancia favoreció la agitación que se apoderó de sus sentimientos.”


En la foto podemos ver a la dolorida Marianne Dashwood (Kate Winslet) en brazos de John Willoughby (Greg Wise) en una imagen de la película "Sentido y sensibilidad" rodada en 1995 por Ang Lee.

Esta entrada está tomada de la página del escritor José Manuel Pérez Padilla, que os recomiendo sin reservas que visitéis. Os dejo el enlace: http://www.facebook.com/PerezPadilla.Novelas?ref=ts&fref=ts

Un cine no tan "mudo"




Una de las incógnitas que siempre ha tenido el buen aficionado al cine mudo es saber qué se dirán realmente los actores entre ellos cuando hablan en las imágenes de una película muda. Es evidente que aprenderse unas líneas de texto que no se van a oír no tiene sentido alguno, en aquella época lo importante era la credibilidad que los actores supieran transmitir con sus gestos y no con sus palabras. ¿Qué podría estar diciéndole John Gilbert a Greta Garbo para tenerla tan rendida como aparece en la foto que acompaña el texto?

El caso es que siempre hay alguien que sabe leer los labios y llegar a saber que se hablan entre si las personas aun sin oírlas (!que se lo digan a los políticos, lo bien que han aprendido a ocultar sus labios tras la palma de su mano), de esta forma se cuenta que en una película muda en la que el galán de turno llevaba en brazos a una damisela rendida por la pasión, se podía leer en sus amorosos labios: "Si me dejas caer, te mataré, cabrón"….. pero eso si con una gesto que parecía estar declarándole apasionadamente su adoración.

La foto que acompaña el texto y en la que se ve a John Gilbert y Greta Garbo pertenece a la película "El demonio y la carne" (The flesh and the devil) dirigida por Clarence Brown en 1926.

Mujer planchando - Edgar Degas

 

 El pintor francés Edgar Degas es famoso por sus pinturas de bailarinas de ballets en las que estudiaba minuciosamente y de forma aparentemente descuidada el más mínimo detalle de sus retratadas, pero también es muy interesante la visión que tuvo de la mujer en otras labores, y así también dirigió su mirada hacia modistas, costureras lavanderas o planchadoras como la que es objeto del cuadro que traemos hoy. Se interesaba por su movimientos, sus posturas, los patrones y los ritmos de su trabajo hasta lograr la esencia de la imagen.

"Mujer plachando" es un cuadro pintado al oleo sobre lienzo de 81'3x66 cm. Degas tardó años en acabarlo, pues al parecer se inició en 1876 y no fue terminado hasta 1887. Actualmente se expone en la National Galery of Art de Washington D.C.

Greta Garbo




                                             "YO FUI GRETA GARBO."
      (Respuesta a fan que le preguntó en sus últimos años si era Greta Garbo)






Greta Lovisa Gustafsson, (Estocolmo, Suecia, 18 de septiembre de 1905 - Nueva York, EE. UU. 15 de abril de 1990) era sensible hasta el dolor, no comprendía la vida sin una tranquilidad cotidiana, necesitaba que la arroparan, la autoestima le fallaba y ser estrella de cine fue un trabajo que nunca comprendió bien.

Su belleza era también presencia. Tenía un rostro perfecto y muy lejano a la banalidad.

Su expresión era pétrea, en ella se intuía antigüedad, como si su cuerpo fuera el depositario de la tristeza nórdica de una saga de mujeres.

Aunque llegó a ser la actriz mejor pagada de Hollywood en los años treinta, su mundo estaba lejos de las fauces de Hollywood, en las montañas de Suecia.

Disfrutaba más mirando jugar a sus gatitos en el jardín que acudiendo a las sofisticadas fiestas de las estrellas de cine.

Hizo 25 películas. Empezó en Suecia y se trasladó a Hollywood. Superó con éxito el paso del cine mudo al sonoro. La voz de Greta Garbo, grave y pausada, sonó por primera vez en un inglés teñido de acento lejano.

Fue un descubrimiento para los espectadores de Anna Christie, el primer trabajo sonoro de la actriz, en 1930. La frase, de la que ella se reiría años más tarde fue “Give me a whiskey. Ginger ale on the side. And don’t be stingy, baby” (Algo así como: “Dame un whiskey con ginger ale y no seas tacaño, cariño”).

En 1941, a los 36 años, Garbo terminó su carrera cinematográfica de golpe, en pleno auge, con varias cinematográficas interesadas en ella.

A parte de MGM -con la que la actriz trabajaba- Paramount le hizo 20 ofertas, la Fox y Warner también la querían. Nunca volvió. El silencio había podido con el sonido.

Aquí van unos cuantos datos sobre Greta Garbo, la dama misteriosa:

1. En ella se juntaba el deseo de ser natural con el de estar bella, pero nunca aceptando lo que a ella le parecían trampas. “Nunca tuve un estuche de maquillaje. Cuando hacía una película, apenas utilizaba cosméticos. Solía tener en mi camerino una polvera, un pintalabios y una crema envueltos en un pañuelo. Nunca me he sometido a ninguna operación estética ni me he puesto pestañas postizas”.

2. En sus últimos años trabó una honda amistad con el periodista sueco Sven Broman. Mantuvieron largas conversaciones caminando por las montañas en Suecia y Suiza, en el apartamento de Garbo en Nueva York, en llamadas telefónicas transoceánicas…Garbo sabía que él tomaba notas y le dijo que podía publicar todo una vez ella hubiera muerto. Era su amigo y sabía escuchar. Ella quería contarlo todo.


3. No fue un elemento decisivo en su retirada, pero se lamentaba con frecuencia de la falta de papeles buenos en su carrera. De todas las que hizo, su preferida fue Ninotchka, de Ernst Lubitsch, quien según ella la trató como un padre. Es la única película en la que Garbo ríe abiertamente: ese fue uno de los ganchos para vender la comedia en su estreno.

4. La cara de Garbo era considerada única por los fotógrafos americanos expertos: Era técnicamente perfecta. La distancia entre los ojos era la misma que había de la nariz a la barbilla y también coincidía con la distancia entre el puente de la nariz y el final de la frente. La armonía del conjunto hacía que pudiera ser fotografiada con éxito desde cualquier ángulo y con cualquier tipo de luz.

5. Aunque sus razones para desaparecer del mundo fueron complejas, sin duda una de ellas fue el miedo a no saber envejecer.

“Me gané la vida por ser joven, por contener la belleza natural. Estuvo muy bien parar a tiempo. Hay gente que va demasiado lejos. Envejecí rápido. Eso es lo que América provoca. Por eso me gusta estar en Klosters (Suecia), en las montañas. Cuando respiro este aire, me parece que el tiempo se detiene. Es como si volviera a tener fuerzas”, declaró a su confidente Sven Broman.

6. Tras retirarse del cine vivió entre Suecia y Nueva York. En su madurez, cuando la sorprendía un fotógrafo, ella se tapaba la boca en lugar de los ojos, porque consideraba que era donde más se le notaba el paso de los años.


7. Encarnó en 1933 a la reina Cristina de Suecia (1626-1689), una monarca conocida por su falta de feminidad, fuerza física y poco atractivo. No llevaba joyas ni vestidos lujosos. Garbo la interpretó con atuendos masculinos y en su ambíguo papel de reina besó en la boca a las mujeres de la corte.

8. Es famosa su bisexualidad. Hay razones para creer que fue amante de la actriz alemana Marlene Dietrich, que pasó una noche con Louise Brooks y que intentó seducir a Deborah Kerr y Zsa Zsa Gabor entre otras. También tuvo relaciones sentimentales con muchos hombres, pero nunca se casó ni tuvo hijos.

9. En sus años de Hollywood sentía una añoranza perpétua por Suecia. Le afectó mucho no poder viajar durante cinco años, en la II Guerra Mundial, a su país natal.

10. La frase “quiero estar sola“, tantas veces atribuida a Garbo, fue pronunciada por ella sólo en la película Grand Hotel (1932). Al final de su vida declaró que ella nunca había dicho tal cosa como motivo de su desvinculación del cine: “Nunca dije ‘quiero estar sola’, sino ‘quiero que me dejéis en paz’. Hay un mundo entre una frase y otra”.

11.Se iba a dormir a las siete de la tarde acompañada de varios libros. Leía en la cama durante horas.

12. Truman Capote dijo que Garbo, en cuanto a arte, no pasaba de colgar un cuadro de Picasso al revés. Ella se limitó a contestar, visiblemente indignada “Capote nunca ha estado en mi apartamento”. Tenía razones para ofenderse: la actriz atesoraba una colección de ocho cuadros del pintor expresionista Alexei von Jawlensky a los que no se atrevía ni a quitar el polvo.

13. Fue nominada al Oscar en cuatro ocasiones, pero no lo ganó hasta 1954, en forma de premio honorífico. Ella rechazó ir a recogerlo e incluso a transmitir un mensaje telefónico en la gala. Fue la mujer de su antiguo agente la que recogió la estatuilla. Garbo la recibió dos años después.

14. Murió en un hospital de Nueva york a los 84 años. Sufría de bronquitis crónica, enfisema y problemas de circulación. Además se sometía a diálisis tres veces a la semana. El retiro en su juventud sin embargo hizo que cueste relacionar las últimas imágenes de esa mujer canosa de pelo largo con la bella e introvertida actriz sueca.(Fuente:Helena Celdrán)






NINOTCHKA (1939). “¡GARBO RÍE!”

Ninotchka, protagonizada por Greta Garbo, es una comedia con diálogos llenos de cinismo y de la sátira que hace Billy Wilder (autor del guión) sobre el sistema stalinista de la antigua Unión Soviética. La película se presentó con el eslogan; “¡Garbo Ríe!” , por aquello que hasta la fecha la Garbo se la conocía por sus papeles dramáticos, y en esta cinta saca su faceta cómica. La verdad es que Greta Garbo realmente tenía “mucho garbo”, un apellido artístico que se lo ganó a pulso. Ésta fue su penúltima película para la Garbo, se despidió del cine y de la vida pública con treinta y pocos años, recluyéndose en su casa de Nueva York y haciendo alguna que otra escapada a París. Dicen algunos, que a veces veían a una anciana por las grandes plazas y parques de París, dándoles de comer a las palomas. Era la mismísima Greta Garbo, la que según dicen, prefirió despedirse de su público cuando todavía era joven y bella, para que la recordaran tal y como se la ve en sus películas.(Fuente:eljergon.com)