Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

viernes, 25 de octubre de 2013

Psicosis (Alfred Hitchcock, 1960)




"Creo que... todos tenemos nuestra "trampa" privada. Estamos atrapados en ellas y ninguno de nosotros puede liberarse. Arañamos y rascamos pero sólo contra el aire, sólo contra nosotros mismos. Y a pesar de todo eso no nos movemos un solo centímetro. A veces, nos metemos en esas trampas a propósito. Yo nací en la mía. Ya no me importa."

"- Marion, quiero verte cada vez que sea posible. Y en las circunstancias que sean. Incluso de forma respetable.
- Haces que la respetabilidad parezca irrespetuosa.
- No, estoy a favor de ella. Requiere paciencia, abstinencia y mucho trabajo. De lo contrario, se sufre mucho. Pero si puedo verte y tocarte aunque sólo sea de esta forma no me importará.


También sufren los que se ven en habitaciones de hoteles."


"- ¿Puedo canjear mi auto por otro?
- Haga lo que quiera. Siendo mujer, es lo que hará."


"- ¡No! ¡Te digo que no! ¡No traerás a jovencitas a casa a cenar! ¡A la luz de las velas, supongo... de forma baja y erótica como los hombres con mentes bajas y eróticas!
- ¡Mamá, por favor!
- ¿Y después de cenar qué? ¿Música? ¿Susurros?
- Mamá, sólo es una extraña. Tiene hambre y está lloviendo.
- "Mamá, sólo es una extraña". Como si los hombres no desearan a las extrañas. "


"- La gente siempre llama a los manicomios "algún lugar", ¿verdad? Métela en "algún lugar".
- Lo siento. No quise parecer fría.
- ¿Qué sabe usted sobre el cariño? ¿Ha visto unos de esos lugares por adentro? Las risas, las lágrimas... y los ojos crueles estudiándote."


"La gente siempre tiene buenas intenciones. Chascan con la lengua, sacuden la cabeza y hacen sugerencias y de qué forma tan delicada."


"Es triste cuando una madre debe decir las palabras que condenan a su propio hijo. Pero no podía permitir que creyeran que yo soy una asesina. Ahora, lo internarán, como debí hacer yo hace años. Siempre fue malo. Y al final, iba a decirles que yo maté a esas chicas y a ese hombre... como si yo fuese capaz de otra cosa que no sea quedarme sentada y mirar. Como uno de sus pájaros disecados. Saben que no puedo mover un solo dedo y no lo haré. Me quedaré aquí sentada y callada... por si acaso sí sospechan de mí. Seguramente, me estarán observando. Que me observen. Que vean la clase de persona que soy. Ni mataré a esa mosca. Espero que estén mirando. Lo verán. Lo verán y lo sabrán. Y dirán... "Vaya, pero si es incapaz de hacerle daño a una mosca".

No hay comentarios:

Publicar un comentario