Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

Una pizca de Cine, Música, Historia y Arte

martes, 6 de noviembre de 2012

Islamey: La pieza pianística más difícil de la historia


La pieza "Islamey: Fantasie Orientale", compuesta por Mili Balakirev, es sin duda una de las piezas más difíciles de interpretar en el repertorio pianístico, no solo por la exigencia técnica sino también por el tiempo en el que esta se mantiene, aproximadamente nueve minutos de endiablado frenesí musical. La pieza se compuso en 1869 y en principio solo era un estudio para su poema sinfónico "Tamara". Posteriormente Islamey tomo su propia personalidad y se desligo de "Tamara", resultando mucho menos lúgubre que esta gracias a su exuberancia, buen humor y perfecta elaboración. La idea del tema surgió en el compositor un viaje por la región del Caucaso. Balakirev, era un nacionalista declarado y sus composiciones se encontraban notablemente influenciadas por la música y las tradiciones rusas. El mismo comentaba acerca de la inspiración para este dificilísimo tema:
 
Mili Balakirev (1837-1910)
"...la majestuosa belleza de la lujosa naturaleza de allí y la belleza de los habitantes, que armoniza con ella - todas estas cosas juntas me causaron una profunda impresión... Como me interesaba en la música vocal de allí, conocí a un príncipe circasiano que venía conmigo frecuentemente y tocaba melodías del folclore local con su instrumento, que era algo parecido a un violín. Una de las melodías, llamada Islamey, una danza, me agradó enormemente, y con vistas al trabajo que tenía en mente sobre Tamara, empecé a adaptarla para piano. El segundo tema me fue comunicado en Moscú por un actor armenio, que vino desde Crimea y es, me aseguró, muy conocido entre los tártaros de Crimea."

El estilo folclórico tártaro surge en el repetitivo "ostinato" de la apertura, inspirado en la obra caucasica del mismo nombre citada anteriormente por Balakirev. La composición que es una verdadera cascada de notas en continuo frenesí, ha sido desde su estreno por Nikolai Rubinstein una pieza de exhibicionismo tecnico extremo, pero dotada a su vez de una musicalidad subyacente que la hace sumamente atractiva lo que la hace aun hoy una pieza muy presente y reputada en el repertorio pianistico actual. Ha influido enormemente tambien en otros compositores y Ravel llegó a comentar que su objetivo al componer su "Gaspard de la nuit" era crear una pieza que resultara "Mas dificil que el Islamey de Balakirev" y sin querer entrar sobre cual es más intrincada, lo cierto es que se las suele citar a las dos al unisono. Hay ecos de la pieza en obras de Borodin, Korsakov y otros como Liapunov o Alfredo Casella hicieron versiones orquestales.

Como pieza de suprema dificultad, solo se atreven a abordarla los muy grandes del piano. Su propio compositor, gran pianista, reconocia que había algunos fragmentos de la pieza con los que "no podía hacerse con ellos". Asi en la actualidad son interpretaciones de referencia las de Martha Argerich, Vladimir Horowitz, Sviatoslav RIchter y Grigori Cziffra. Nosotros en pro de deleitarnos con la visión de las freneticas manos trabajando laboriosamente en el teclado nos hemos decantado por un video en el que la interpretación corre a cargo de la muy solvente pianista Valentina Lisitsa cuyo enlace es el siguiente: https://www.youtube.com/watch?v=Bz_iA8TSDtI Y como quiera que blogger no nos permite traerlo aquí directamente pondremos el de Berezovsky

Fuente:
Música Clásica (John Burrows) - Espasa
El piano (Jeremy Siepmann) - Ma non Troppo
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario